[singlepic id=56 w=600 h=450 float=]

A través de los programas de vacunación de los perros, establecidos por los veterinarios, lo que se busca es provocar que éstos desarrollen los mecanismos adecuados en su sistema inmunitario que les permitan responder a los ataques de las enfermedades infecciosas contra su organismo.

Los anticuerpos maternos dan la cobertura adecuada a la mayoría de los cachorros hasta que cumplen entre seis y ocho semanas de edad, siempre y cuando hayan recibido adecuadamente los calostros de la madre en las primeras horas de vida.

Cumplida esa edad, es necesario que desarrollen anticuerpos contra otro tipo de enfermedades más agresivas para las que la protección materna puede no ser suficiente. Así, a través de las vacunaciones, desarrollan sus propias defensas. Por eso es fundamental que el programa se realice en el momento adecuado y que luego se mantenga como rutina durante el resto de la vida del perro.

Son varias las afecciones más habituales contra las que se debe vacunar a un perro. En un primer momento, el veterinario puede establecer un programa de vacunación con la administración de dos o tres dosis de vacunas polivalentes que establecerán un mecanismo de protección que habrá de ser recordado, o revacunado con carácter anual.

Hace años era habitual empezar con el programa de vacunación a las seis semanas de vida, pero en la actualidad se suele hacer más tarde, entre las ocho y las nueve.

 

Las enfermedades más habituales contra las que se lleva a cabo la vacunación de los perros son:

–       MOQUILLO: Causa graves trastornos gastrointestinales y respiratorios y se presenta con evidentes síntomas neurológicos. Se suele dar en zonas muy pobladas y se transmite por contacto directo. Se ve más comúnmente con cachorros de tres a seis meses y puede ser fatal. Algunos animales silvestres pueden actuar como transmisores.

–       HEPATITIS: Provoca daños en el hígado, los ojos y el sistema respiratorio. Se propaga a través de la orina, las heces y la saliva. Puede ser fatal en perros de cualquier edad y está detrás de muchos casos de muerte súbita en cachorros.

–       PARVOVIRUS: Es una enfermedad muy extendida y, normalmente, fatal. Se transmite de forma directa e indirecta, normalmente por contacto con heces de un perro portador o enfermo. Provoca síntomas cardiacos y gastrointestinales muy severos, dolorosos e intensos.

–       LEPTOSPIROSIS: Se trata de una zoonosis bacteriana que puede ser transmitida de los perros a las personas. Provoca serias afecciones de riñón e hígado, siendo fatal en muchas ocasiones. Se transmite de forma directa por el contacto con la orina. Las ratas son uno de los vectores de transmisión más activos.

–       PARAINFLUENZA: Se trata de un virus que causa trastornos respiratorios que pueden ser especialmente importantes en combinación con algunas bacterias. Se transmite por vía aérea y es muy resistente y prevalente en aquellos criaderos, residencias, etc… donde aparece.

–       BORDETELLA: Se trata de una bacteria que, en combinación con el virus Parainfluenza, causa la conocida como “Tos de las perreras”, enfermedad caracterizada por un tipo de tos grave, persistente y muy contagiosa.

–       RABIA: La rabia es una enfermedad vírica que afecta al sistema nervioso central y que puede ser mortal, tanto para los animales como para las personas. Se transmite por contacto directo, producido habitualmente por mordedura. Provoca un comportamiento extremadamente agresivo en el animal afectado. Al haber sido una zoonosis de cierta importancia durante años, es de comunicación obligada y la vacunación se administra por imperativo legal, a pesar de que en España no se hayan dado casos de rabia desde hace décadas.

 

Los perros que viajan por la Unión Europea deben hacerlo provistos de su pasaporte sanitario en el que figurarán las vacunaciones y revacunaciones anuales contra este tipo de enfermedades. Algunos países, como el Reino Unido, Suecia, Noruega, etc… imponen ciertas restricciones y obligaciones antes de poder acceder a los mismos acompañados de perros u otros animales, por lo que antes de viajar es muy importante estar perfectamente informados.

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.