kc

El Kennel Club, la más antigua institución cinófila del mundo, en gran parte responsable de la existencia de esta afición y una de las más respetadas a nivel internacional, ha lanzado una campaña a nivel nacional para advertir a los futuros adquirientes de un cachorro de la necesidad de hacerlo de la manera correcta y en el lugar adecuado.

Según los estudios del Kennel Club, uno de cada tres cachorros adquiridos en el Reino Unido (33%) es comprado a través de internet, en redes sociales, en tiendas de animales o por vía de webs y periódicos de anuncios gratuítos. La mayoría de los cachorros obtenidos por estas vías proceden de granjas industriales, las conocidas “puppy farms” y, de los mismos estudios, un 20% de estos cachorros (1 de cada 5) necesitará tratamiento veterinario continuado a lo largo de su vida o no alcanzará siquiera la edad de seis meses.

Según la campaña del KC, adquirir el cachorro correcto del criador correcto es la mejor forma de garantizar a nuestros perros una vida larga, sana y feliz.

[embedplusvideo height=”450″ width=”600″ editlink=”http://bit.ly/14BzemU” standard=”http://www.youtube.com/v/eEh66GLN3So?fs=1&hd=1″ vars=”ytid=eEh66GLN3So&width=600&height=450&start=&stop=&rs=w&hd=1&autoplay=0&react=1&chapters=&notes=” id=”ep4471″ /]

Antes de comprar un cachorro se aconseja tener en cuenta lo que se debe y no se debe hacer.

– Se debe acudir a un criador que esté acogido al Programa de Criadores Acreditados del Kennel Club, porque el código de buenas prácticas que siguen es garantía de salud y bienestar para sus cachorros.

– Es importante visitar al criador antes de comprar el cachorro y ver el estado y condición de sus instalaciones, así como observar a los cachorros interactuando con su madre. De esta forma se podrán hacer una idea muy aproximada de las condiciones reales de vida y de crianza de dichos cachorros y de sus progenitores.

– Asesórese bien antes de comprar y hágalo sólo del perro que mejor se adapte a su estilo y condiciones de vida. Hay más de 400 razas puras y un sinfín de cruce entre ellas y es posible elegir el perro que cumpla con las necesidades de su futuro porpietario, par así garantizar un futuro estable y feliz.

– Cerciórese de que el criador tiene todos los papeles en regla: pedigrees, certificados de la canina pertinente, cartillas de vacunaciones, etc…

– Controle también si el criador ha tenido en cuenta las pruebas de salud específicas recomendadas para la raza en cuestión.

– Por último, haga al criador todas las preguntas que se le ocurran o que necesite. Si no sabe qué preguntar, el Kennel Club tiene una App específica para smartphones “Find a Puppy” en la que aparecen muchas e interesantes preguntas para hacer a los criadores.

Por el contrario, no se debe hacer lo siguiente:

–       No compre un cachorro sin antes consultar el listado de Criadores Certificados por el Kennel Club.

–       No recoja su cachorro en un “sitio neutral” o acceda a que le sea enviado. Los criadores sin escrúpulos harán lo posible para que no vea el lugar donde ha nacido y se ha criado su cachorro.

–       No compre un cachorro en una tienda de animales, porque seguramente vendrá de una “puppy farm”

–       No adquiera un perro por capricho o como regalo

–       No compre un cachorro a un criador del que sospeche que, en realidad, es un “puppy farmer” pensando que así está rescatando a dicho cachorro. En realidad estará haciendo próspero su negocio y ayudándole a continuar.

–       No compre un cachorro “porque es más barato” que otros.

 

Para ayudar a los futuros propietarios a comprar sus cachorros, el Kennel Club cuenta con enlaces a diferentes páginas web.

Si está de acuerdo con esta campaña del KC, comparta el vídeo que acompaña esta información entre sus familiares y amigos y a través de las redes sociales.

Sobre El Autor

Propietario, expositor, criador y juez canino; Periodista y escritor de divulgación canina. Ha dirigido las revistas “Perros de Hoy”, “El Perro en España”, “Murcia Canina”, “Cobro” y “Todo Perros” y las web “Perros de Hoy” y “Perros 365”. Es autor de “La Gran Enciclopedia Canina” (RBA) y del libro “RSCE 100 años de historia”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.